Defensor del Pueblo le recordó a los grupos armados que reclutar a personas menores de 18 años de edad es un crimen en Colombia

 

_ Sostener que una persona a partir de los 16 años puede ser válidamente incluida en las filas de un grupo armado es desconocer plenamente el Derecho Internacional Humanitario y el derecho colombiano._

Bogotá, . “Reclutar a personas menores de 18 años de edad es un crimen en Colombia y en cualquier parte del mundo. Sostener que una persona a partir de los 16 años puede ser válidamente incluida en las filas de un grupo armado es desconocer plenamente el Derecho Internacional Humanitario y el derecho colombiano”, fueron las palabras del Defensor del Pueblo, Carlos Camargo Assis, con las que rechazó de manera categórica las nuevas declaraciones hechas por el ELN.

Israel Ramírez Pineda, alias ‘Pablo ‘Beltrán’, antes de iniciar el tercer ciclo de conversaciones entre ese grupo insurgente y los negociadores de paz del Gobierno en La Habana, Cuba, y alias ‘Antonio García’, desde la clandestinidad, dijeron que al Ejército de Liberación Nacional se vinculan voluntariamente personas mayores de 16 años.

 

“La realidad es que los niños y niñas que hoy son víctimas de reclutamiento no tienen la capacidad real de ejercer su voluntad para ingresar, ni mucho menos para decidir si permanecen o no en esos grupos”, recalcó Carlos Camargo Assis.

“El contexto en el que viven es el que los obliga a veces por el miedo, o a veces por el engaño, pero siempre porque no existe ninguna otra salida para ellos a terminar haciendo parte de sus grupos. Pero una vez entran, están obligados a permanecer en ellos bajo amenazas contra sí mismos y contra sus familias. Es lo que han narrado las víctimas que han logrado escapar de tan cruel práctica”, agregó el Defensor del Pueblo.

La Defensoría del Pueblo había llamado la atención de la comunidad internacional recientemente, en informe enviado a la ONU que daba cuenta de 23 casos identificados de reclutamiento de menores de edad por parte de grupos armados al margen de la ley en el primer trimestre de este 2023 en el país; sus edades oscilan entre los 13 y 17 años.

“El artículo 162 del Código Penal, como el protocolo facultativo relativo a la participación de niños en conflictos armados y ratificado por Colombia en 2005, y la jurisprudencia de la Corte Constitucional y la Corte Suprema de Justicia coinciden en que es un delito, incluso un crimen, el reclutamiento de personas menores de 18 años de edad, entendido como el acto de inducirlos, admitirlos u obligarlos a integrar los grupos armados o participar directa o indirectamente en las hostilidades”, enfatizó Carlos Camargo Assis.

Entre el 2021 y lo que va del 2023, la Defensoría del Pueblo ha conocido 199 casos de reclutamiento en todo el territorio nacional, siendo Arauca, Nariño, Norte de Santander, Antioquia, Valle del Cauca, Bolívar, Boyacá y Caldas los departamentos donde más se presentaron.

“No me cansaré de decirlo, en nombre de miles de familias campesinas, el reclutamiento ilícito de niñas, niños y adolescentes es uno de los peores crímenes, es una práctica atroz que afecta su presente y futuro y frente al que no se puede aceptar ninguna excusa, ni pretexto para justificar que pueden conformar las filas de los grupos armados, ni mucho menos participar en las hostilidades”, indicó el Defensor del Pueblo.

Lo expresado por los dos jefes guerrilleros se da en el marco de un proceso de diálogo que tiene como principal propósito alcanzar la paz, sin embargo, para el Carlos Camargo Assis tiene que haber una voluntad clara del ELN de renunciar al reclutamiento de niñas, niños y adolescentes.

“Como Defensor del Pueblo reitero la exigencia de toda la sociedad a los grupos armados ilegales de cesar el reclutamiento y entregar a todos los menores de 18 años que estén en sus filas”, puntualizó Carlos Camargo Assis.